La Junta destina casi 100.000 euros para mejorar espacios públicos en el Valle de Abdalajís

La delegada territorial de Administración Local se reunió con el alcalde y visita algunos de los proyectos ejecutados con el PFEA en el municipio malagueño.

La delegada territorial de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local en Málaga, Nuria Rodríguez, ha visitado esta semana el Valle de Abdalajís, donde se ha reunido con el alcalde, José Romero, para conocer los proyectos ejecutados con cargo al Programa de Fomento del Empleo Agrario (PFEA).

La Consejería que dirige Juan Marín ha aportado 99.227,61euros para cofinanciar los materiales de las obras realizadas en diversas infraestructuras municipales y espacios públicos.

En concreto, el Ayuntamiento de Valle de Abdalajís ha acometido mejoras en diversos tramos de viales del municipio, la segunda fase de la adaptación de un edificio en ciudad deportiva, además de intervenciones en el cementerio municipal, que han posibilitado la ejecución de nuevos  nichos.

Para la responsable de Administración Local en la provincia malagueña, “el PFEA, sin duda, juega un papel fundamental en el desarrollo de las localidades más pequeñas, ya que supone un instrumento para que estos ayuntamientos puedan crear empleo, mejorar las infraestructuras y los servicios que ofrecen a sus vecinos.

Esto contribuye a que se pueda fijar la población al territorio, algo muy necesario para evitar la despoblación”.

En 2021, la aportación de la Junta a este programa ascenderá de nuevo a 54,4 millones de euros de los que 7,7 millones corresponderán a la provincia de Málaga para su distribución entre los proyectos presentados por los ayuntamientos y aprobados en las comisiones provinciales de seguimiento.

Asimismo, la delegada ha indicado que junto al PFEA los Presupuestos de la Junta para el próximo año “siguen apostando por el municipalismo con la puesta en marcha de nuevas líneas de ayudas que precisamente están destinadas a estos pueblos más pequeños, que son los que cuentan con menos recursos y, por tanto, los que más necesitan del apoyo de la Junta”.

De esta forma, la Consejería que dirige Juan Marín contempla para 2021 dos líneas de ayudas dirigidas a los municipios de menos de 20.000 habitantes, por un total de 5 millones, para reparar daños provocados por catástrofes naturales y para desarrollar iniciativas de reactivación económica. En ambos casos, por primera vez, se repartirán en régimen de concurrencia competitiva teniendo en cuenta la densidad de población, el crecimiento demográfico y vegetativo o el índice de envejecimiento, dentro de la estrategia del Gobierno andaluz frente a la despoblación.

Además, para los municipios que no son de gran población habrá otros 2,3 millones en subvenciones para afrontar circunstancias excepcionales, como la pandemia del COVID, o aumentos eventuales de población en periodo vacacional o por la celebración de acontecimientos culturales y deportivos.