La Costa del Sol exhibe el Caminito del Rey como caso de éxito en el papel del turismo de interior como agente de sostenibilidad

La Costa del Sol ha expuesto, ante los profesionales asistentes a la Conferencia de presidentes territoriales de FETAVE (Federación Empresarial de Asociaciones Territoriales de Agencias de Viaje Españolas), su apuesta por la sostenibilidad turística del destino a través de la puesta en valor del turismo de interior. Para ello, en la jornada inaugural de la segunda edición de esta Conferencia, el director general de Turismo Costa del Sol, Arturo Bernal, ha expuesto el Caminito del Rey como caso de éxito en la gestión turística sostenible.

Dentro de la sesión en la que se ha estudiado el futuro de las agencias de viaje, Bernal ha intervenido bajo el título ‘Las potencialidades del turismo de interior para la sostenibilidad turística de España y para ampliar la dimensión receptiva de las agencias de viaje’. En la misma, el director general de Turismo Costa del Sol ha mostrado los datos que avalan la marcha del destino en lo que va de 2017: su liderazgo en viajeros y pernoctaciones, que sitúan la provincia de Málaga entre las cinco españolas, con crecimientos del 5% y del 3,4% respectivamente, o el impacto económico de 11.400 millones de euros hasta septiembre de 2017.

Una vez valoradas buenas cifras tanto a nivel provincial como estatal, Arturo Bernal ha advertido sobre “la necesidad de mantener la prosperidad del destino sin agotarlo, algo en lo que Turismo Costa del Sol viene trabajando, con éxito, a través del buen uso de dos herramientas: la segmentación de su oferta turística y el uso de la inteligencia de datos”.

En efecto, Bernal ha señalado la estrategia de segmentación (en la actualidad son doce los segmentos turísticos) como clave para la sostenibilidad del destino.

“Gracias al mismo, construimos una oferta ajustada a las motivaciones de cada viajero, dirigiendo nuestros esfuerzos en una dirección determinada, a lo que nos ayuda igualmente el uso de la inteligencia de datos”.

En lo que va de año, 245.000 personas han visitado el Caminito del Rey “y, desde que se abrió, en marzo de 2015, ya han pasado por él unos 800.000 visitantes”. Como muestra de su capacidad diversificadora, Bernal ha aprovechado para señalar que “hasta 84 nacionalidades de cinco continentes han conocido este enclave durante el pasado verano”.

FETAVE ha tildado la provincia de Málaga como uno de los casos de éxito más importante del estado español por su valentía a la hora de actualizar el modelo turístico de sol y playa tradicional, apostando decididamente por la diversificación de su oferta y el turismo de interior.