Urbizu ofrece una diversidad de tonos en la temporada final de «Gigantes»

Los protagonistas de "Gigantes" en Málaga. EFE

Serie dura, seca, violenta con dos capítulos donde la testosterona colma la pantalla para ir dejando paso al protagonismo femenino

El cineasta vasco Enrique Urbizu ofrece tonos y colores más diversos, con una alianza de personajes femeninos que quieren destruir a los protagonistas, en la segunda y última temporada de «Gigantes», la serie que ha dirigido para Movistar +.

«Los Guerrero continúan su carrera imposible contra su destino, los tres hermanos de manera distinta, la familia se disgrega y tiene que pasar a la autodefensa porque todas las fuerzas se están uniendo en su contra, y por un momento tendrán que olvidar sus diferencias personales para sobrevivir», ha afirmado en rueda de prensa Urbizu.