Las asociaciones de empresarios de Vélez-Málaga, ACEV, y Torre del Mar, ACET, solicitan al ayuntamiento rebajas fiscales

Desde hace días, las Asociaciones de Empresarios de Vélez-Málaga y Torre Del Mar
están estudiando cómo hacer frente a la crisis económica
las consecuencias del COVID-19, del que ya estamos notando sus impactos.

La prioridad de nuestros colectivos es proteger al tejido productivo y social para
minimizar el impacto económico de la mencionada crisis, así como lograr una
rápida recuperación una vez superada.

Nuestro objetivo es solicitar a la Administración Local, en la medida de sus
posibilidades, ayudas enfocadas a través de bonificaciones en distintas tasas y
subvenciones a diferentes actividades empresariales que se desarrollan en el
municipio de Vélez-Málaga.

Por ello proponemos:
– Agilizar el pago a proveedores para aliviar la falta de ingresos y contribuir a
la liquidez de las empresas locales, así como a sus asociaciones
empresariales, ACEV y ACET.
– Rebajas de impuestos y tasas locales,
rgencia.
– Aplazamiento hasta el mes de septiembre del pago de todos los tributos.
– Bonificación y ampliación del periodo voluntario de pago del IBI a enero de
2021 y aplazamiento de los pagos del IBI fraccionado al mes de septiembre.
– Estudiar, dentro del marco de las Ordenanzas Fiscales 2021, la posibilidad
de introducir «nuevos beneficios fiscales, con sujeción a la normativa
vigente en materia tributaria al objeto, para poder aliviar la situación
económica de los vecinos, autónomos y empresas locales».

– Bonificar y ampliar en tres meses el periodo de pago voluntario del impuesto
de vehículos de tracción mecánica (IVTM), tasa de vados y reserva de
espacios.
– Reducción de tasas en proporción al tiempo/periodo de inactividad. Ej.:
mercadillos, kioscos, ocupación vía pública (terrazas restauración y otro tipo
b ), x …
– Trabajar desde ya en un Plan de reactivación turística y de actividades
culturales, para que una vez superado el periodo de confinamiento, se sume
su efecto a otras iniciativas de dinamización de la economía municipal.

Desde la ACEV demandamos medidas que vengan a paliar la situación económica
de todos aquellos sectores que más se puedan ver afectados.

Son tiempos difícilesque requieren respuestas de los que se dedican a la gestión del ámbito público.
Sectores enteros como el transporte, el turismo, la hostelería, el comercio minorista
no alimentario, la educación, el deporte, la cultura… han visto como su actividad se
ha hundido de golpe.

La factura de esta crisis será elevada para la actividad y el
empleo, con subida del paro y la proliferación de manera continuada de
expedientes de regulación de empleo en numerosos sectores.

«Con esta cadena de pérdidas, es necesario que la presión fiscal se levante por un
tiempo en proporción al sacrificio que como sociedad hemos asumido.

El Gobierno Municipal no se puede poner de perfil, tenemos que evitar como sea que los
problemas de liquidez de las empresas se traduzcan en problemas de solvencia.

Ante la gran merma de los ingresos, la máxima preocupación de las empresas se
centra en equilibrar temporalmente la caída, anulaciones de pedidos y reservas con
los costes laborales y la gestión del pago de alquiler de instalaciones.
Estamos seguros de que unidos vamos a lograr sobreponernos a esta situación.