Detenido por espiar con una cámara a los inquilinos de su piso turístico

Un ciudadano argentino está acusado de delito contra la intimidad tras colocar una cámara con visión sobre el salón y el baño de la casa.

Un ciudadano argentino de 37 años ha sido detenido por la Policía Nacional en Fuengirola (Málaga) por vigilar supuestamente a los inquilinos de su apartamento turístico a través de una cámara instalada en la vivienda.

Un matrimonio que pasaba unos días de vacaciones descubrió una cámara en funcionamiento en el piso que habían alquilado, después de que les sorprendiera que el propietario acudiera a la vivienda y les llamara la atención por el exceso de ocupación el día en que habían recibido la visita de unos familiares.

Según ha informado la Policía en un comunicado, la cámara de video-grabación, giratoria mediante movimiento automático, estaba situada en el techo del pasillo, con visión al baño y al salón.

Los alojados sospecharon que eran espiados porque el dueño les recriminó por algo que no podía conocer

El matrimonio denunció los hechos ante la Policía Nacional después de que al contactar por teléfono con el casero solo recibieran evasivas en relación a sus sospechas de que estaban siendo espiados.

Según las pesquisas policiales, la cámara estaba conectada y era accesible por medio de unas claves.

El responsable de la vivienda ha sido detenido por su presunta participación en un delito contra la intimidad.