Un tanatorio de Marbella incinera por error los restos de dos ancianos

Un empleado del centro confundió el número de su lápida con el de otros fallecidos que estaba previsto exhumar

Un tanatorio de Marbella ha incinerado por error los restos de dos ancianos después de que, al parecer, un empleado del centro confundiera el número de su lápida con el de otros fallecidos que estaba previsto exhumar.

Esta situación ha provocado el malestar entre los familiares del matrimonio cuyos restos han sido retirados del nicho en el que se encontraban desde hace décadas sin su conocimiento e incinerados por equivocación.

José falleció hace 33 años y su mujer, Ascensión, hace 17, y sus cuerpos descansaban juntos en el cementerio, según ha adelantado este viernes el diario «Málaga Hoy» y han confirmado fuentes del tanatorio.

Fue una de las hijas de los finados la que descubrió lo sucedido a principios de este mes de marzo al acercarse al camposanto para limpiar la lápida y colocar algunas flores junto al nicho de sus padres.

La exhumación se había llevado a cabo tiempo atrás, pero los familiares no se dieron cuenta de lo que había pasado hasta hace solo unos días, ya que a causa del mal tiempo no habían podido visitar el cementerio.

La familia, que ha puesto el caso en manos de un abogado, según el diario, tacha de «surrealista» lo ocurrido y espera recuperar la urna con las cenizas de los ancianos, ya que no estaban seguros de a dónde habían ido a parar los restos.