Creen que el PP quiere que pasen los días hasta llegar al límite para constituir el parlamento andaluz para luego someterles a un “trágala”.

Dijimos que no seríamos un obstáculo para el cambio, pero tampoco un felpudo para la soberbia de nadie o la continuidad del socialismo con otras siglas.

El PP renuncia, de momento, a negociar con Vox para formar gobierno en Andalucía. Fuentes de la formación de ultraderecha confirman un contacto con el PP en el que el partido liderado por Pablo Casado les ha dicho que, de momento, no van a sentarse en una mesa de negociacion con ellos.

Desde Vox además creen que el PP quiere que pasen los días hasta llegar al límite para constituir el parlamento andaluz para luego someterles a un “trágala”.

Vox asegura además que no negociarán en estas condiciones y que no darán sus votos ante el candidatura que acuerden los populares y Ciudadanos, lo que podría dar lugar a una repetición electoral.

El propio líder de la formación de ultraderecha, que irrumpió en el parlamento andaluz con 12 escaños, ha asegurado en redes sociales que “no serán el felpudo para la soberbia de nadie”.

El maltrato de Ciudadanos y el desprecio del PP a los 400.000 andaluces de Voxpodría abocar a Andalucía a nuevas elecciones. Dijimos que no seríamos un obstáculo para el cambio, pero tampoco un felpudo para la soberbia de nadie o la continuidad del socialismo con otras siglas”, ha asegurado Abascal.